Julio Diz

Mi foto
Nació en la ciudad de Lanús, Buenos Aires, Argentina, el 27 de junio de 1956. Desde muy pequeño concurrió al cine, descubriendo a Walt Disney en el viejo Cine Monumental de la ciudad de Bernal. Ya de grande, Román Polanski y su film, “Cul de Sac” fueron los movilizadores hacia el cine de culto. En los años ’70, estudió cine en la EDAC, (Escuela de arte cinematográfico) de la ciudad de Avellaneda. En los ’80 cursó en CECINEMA, (Centro de estudios cinematográficos) dirigido por José Santiso, y asistió al Seminario Introducción al lenguaje cinematográfico, dictado por Simón Feldman. Incursionó en el Cine de Súper 8 y 16 MM. Asociado a UNCIPAR (Unión cineistas en paso reducido), fue cofundador del Biógrafo de la Alondra. Es editor de Woody y todo lo demás, Series de antología, Maestros de la imagen y el presente blog. Actualmente trabaja en su primer libro, “Los tiempos del cine”.

miércoles, 11 de abril de 2007

Akira Kurosawa, ese genio creador




Escribe: Julio Diz


No es fácil identificar las constantes de la obra de Kurosawa. Se sabe que ha utilizado a Toshiro Mifune como actor casi desde el comienzo de su carrera, en 1943, con siete años previos de libretista y asistente de dirección. Salvo un film, ha sido libretista o co-libretista de sus propias películas. Ha utilizado varios fotógrafos, pero a todos les ha impreso un sello muy personal y dinámico, que para lograrlo necesita varias cámaras simultáneas y un prolongado trabajo de montaje. Por encima de esa información, son mas inciertas las demas referencias. Se sabe que su preocupación por la sociedad comienza en sus primeros films, en parte porque el propio Kurosawa lo ha hecho saber asi en declaraciones periodisticas, en parte porque los temas de esos films lo confirman: enfermedades venereas, la ruina económica durante la ocupación nortamericana, el hombre aislado ante la sociedad, la lucha del individuo con la burocracia que lo mata literalmente. Es curioso que en su carrera haya elegido obras de Dostoievski (El idiota), Shakespeare (Trono de sangre) o Gorki (Los bajos fondos) que son occidentales, con tanta asiduidad como autores japoneses. Y también es curioso que hasta fines de la década del 50 haya alternado en su carrera films ambiciosos con films comunes. El rumor de que Kurosawa rodó "Rashomon" para probar que el éxito era posible sin tratar directamente un tema social, resulta verosimil y en los hechos la crítica japonesa adujo que esa película era una transacción con los gustos de occidente por el exotismo oriental. El éxito del film y varios premios en el exterior le abrieron, empero, un mayor respeto y la libertad que hasta principios de la década del 70 le permitió realizar algunos de los títulos más notables en la historia del cine, probablemente sin el visto bueno de la industria, con la que nunca tuvo las mejores relaciones. En 1946 en "Los que construyen el futuro", codirigida con su maestro Kajiro Yamamoto, utilizó el cine para atacar directamente la extructura del cine.

El tema era el proceso de democratización de los estudios, al termino de la guerra, la constitución de un sindicato en la compañía y las dudas y polémicas que el hecho genera entre un oficinista de cuello blanco, una script, una bailarina de revista y los impulsores de una huelga, asuntos que los productores no acostumbran a fomentar en los libretos que financian, pero que Kurosawa realizó en una semana con fondos del sindicato de trabajadores de la Productora Toho. Los productores comenzaron a cobrar su deuda en 1972, porque durante la década del 60 Kurosawa se vió obligado a rodar films tan convencionales como "El cielo y el infierno" y tras dos fracasos económicos los productores dudáron sobre la utilidad de contratarlo.

Con la calma de los años vivídos ha empezado a reflexionar sobre la convivencia humana, la civilización, la simplicidad vital. Luchando como el primer día para conseguir financiación, el maestro Akira siguió filmando, con talentosa constancia, enfundado en su holgado pantalón de algodón y en su camisa deportiva. Transitando el set como un viejo toro cargado de inquieta energia, ensimismado en su propio mundo. Alguna vez dijo ¿retirarme? Eso nunca ocurrirá, Día trás día, Akira Kurosawa continuó su derrotero artístico.

-----------------------------------------------------------------------------------------------------------

Nació en Tokio, en 1910, siguió los cursos de la Escuela Superior de Kioto para inscribirse luego en una academia de artes plásticas como estudiante de pintura. En 1936 ingresó como ayudante de dirección en los estudios PCL, donde encontró a Kajiro Yamamoto que se convertiría en su maestro y con el que colaboraría en algunos guiónes, llegando a co-realizar "El caballo", en 1940, a partir de allí iniciaría su carrera. falleció en septiembre de 1998.


Julio Diz
trelcovsky@yahoo.com.ar

No hay comentarios:

Publicar un comentario