Julio Diz

Mi foto
Nació en la ciudad de Lanús, Buenos Aires, Argentina, el 27 de junio de 1956. Desde muy pequeño concurrió al cine, descubriendo a Walt Disney en el viejo Cine Monumental de la ciudad de Bernal. Ya de grande, Román Polanski y su film, “Cul de Sac” fueron los movilizadores hacia el cine de culto. En los años ’70, estudió cine en la EDAC, (Escuela de arte cinematográfico) de la ciudad de Avellaneda. En los ’80 cursó en CECINEMA, (Centro de estudios cinematográficos) dirigido por José Santiso, y asistió al Seminario Introducción al lenguaje cinematográfico, dictado por Simón Feldman. Incursionó en el Cine de Súper 8 y 16 MM. Asociado a UNCIPAR (Unión cineistas en paso reducido), fue cofundador del Biógrafo de la Alondra. Es editor de Woody y todo lo demás, Series de antología, Maestros de la imagen y el presente blog. Actualmente trabaja en su primer libro, “Los tiempos del cine”.

viernes, 25 de noviembre de 2016

Apuntes del 31 Festival.

«Era el cielo » - La conjura de los miedos

 Marco Dutra presenta su última producción en Competencia Internacional 
El miedo dosifica la muerte. Doliente colosal, lastima los músculos, corroe los huesos, duerme los párpados y debilita la razón. La lengua se entumece y sobreviene un silencio primario que todo lo acalla. Era el cielo, de Marco Dutra, trabaja sobre esa máxima desde todos los registros técnicos y echa mano de un guion mordazmente preciso para pincelar un universo que deviene de personal en universal, en un abrir y cerrar de ojos.



Basada en la novela de Sergio Bizzio y guionada por grandes plumas -Lucía Puenzo, Caetano Gotardo y el mismo Sergio Bizzio-, nos adentra en la mente de un hombre y sus mayores temores. El punto de partida, como un latigazo iniciático, es la violación de su mujer, de la que es testigo. Y bajo la línea de una impotencia aversiva se desencadena un raid que se desdobla entre la búsqueda de la verdad y la contemplación interna frente al horror.





No sorprende la crudeza de la lente de Marco Dutra. Su primer largometraje, Trabalhar cansa -codirigido junto a Juliana Rojas, Competencia Latinoamericana 26° edición- arrastra al espectador a un mundo tan irritante como conocido, lleno de desesperanza, de brusquedad cotidiana, entre incertidumbres y conflictos laborales. Dutra, ahora con su ópera prima en solitario, sabe apelar fuertemente al interior, al nervio, para exponer frente a la cámara un mundo asfixiante, basado en las emociones primarias de sus protagonistas.

Con potentes actuaciones de Leonardo Sbaraglia y la actriz brasilera Carolina Dieckmann, Era el cielo irrumpe con fuerza visual y narrativa para poner sobre la mesa un drama profundo, una ominosa letanía construida sobre los cimientos del silencio, el ocultamiento y las más íntimas vacilaciones.


Agustina Salvador






Extraído de la portal oficial http://www.mardelplatafilmfest.com


No hay comentarios:

Publicar un comentario